La hija ilegítima

Elizabeth es uno de los personajes principales del videojuego Bioshock Infinite. El que tiene lugar en 1912 y no es una secuela ni una precuela de los juegos anteriores de la serie. Sobre todo, retoma el sistema de juego y el principio de una ciudad imaginaria. Elizabeth es la hija ilegítima de Comstock, un clérigo de la ciudad de Columbia. Fundada en 1900 por Estados Unidos, es una ciudad flotando en las nubes creada para ser una especie de base militar, pero rápidamente fue olvidada y cayó en manos de líderes sin escrúpulos. Elizabeth está dotada de poderes que le permiten, entre otras cosas, poder pasar a otras dimensiones, que Comstock utiliza para atraer multitudes. Al comienzo del juego, contratan a Booker DeWitt, un investigador privado, para encontrarla.

Un look típico de principios del siglo XX.

Al igual que en el juego, Elizabeth tiene un estilo típico de principios del siglo XX con algunos elementos diferentes que dejan en claro que la ciudad vive separada del resto de la sociedad. Por lo tanto, encontramos su falda larga azul con un corpiño blanco y negro y una chaqueta a juego. A la altura de la cara, su cabello se corta en cuadrado con un pequeño flequillo como era la moda en la década de 1910.